Latinos afectados por cierre de escuelas en Seminole

Latinos afectados   por cierre de escuelas en Seminole
El superintendente del Distrito Escolar del Condado Seminole, Bill Vogel, toma notas durante la audiencia en Oviedo High.
Foto: Migdalia Fernández. La Prensa

Oviedo

En el condado Seminole, unas ocho escuelas están en riesgo de ser cerradas permanentemente, a raíz de unos cortes presupuestarios que han llevado al distrito escolar a medidas drásticas.

Los posibles cierres, a su vez, afectaría a cientos de estudiantes hispanos. Primero porque los estudiantes latinos que asisten a esas escuelas tendrían que cambiar de escuela, y segundo porque el cierre de escuelas conllevaría una rezonificación que impactaría incluso estudiantes de otras escuelas.

No sería la primera vez que Seminole cierra una escuela, ya que en 2011 el distrito escolar cerró la primaria Longwood, que tenía unos 50 años en esa comunidad.

Entre las ocho escuelas al tope de la lista negra de posibles cierres está la primaria Carillon Elementary, en Oviedo, con una población estudiantil hispana del 12.4%; Lake Orienta, en Altamonte Springs (31%); Wekiva, en Longwood (12%); Stenstrom, en Oviedo (19%); Keeth, en Winter Springs (20%); Hamilton, en Sanford (17%), Geneva, en Geneva (8%); y Casselberry, en Casselberry (21%).

Estas escuelas tienen un costo anual de entre $2 millones y $11 millones para mantener sus instalaciones, de acuerdo con la Junta Escolar de Seminole, que en estos días convocó una reunión comunitaria en la secundaria Oviedo High School para escuchar el sentir de los que podrían ser afectados.

Dentro de la audiencia un grupo mayoritario se distinguía en camisetas color azul, defendiendo a la escuela primaria Geneva, en Geneva, y otro grupo se distinguía en camisetas púrpura representando a la escuela primaria Keeth, en Winter Springs.

“Mi hija se graduó de esta escuela, mi hijo asiste a esta escuela y mi esposo fue estudiante de esta escuela en su quinto grado. Es una tradición de familia y no quiero que se rompa”, lamentó Carmelina Gregorio acerca de la primaria Geneva.

Por su parte, Karli Chang, madre de dos estudiantes de la primaria Keeth, asegura que “la razón por la que compré mi casa en esta área fue por la calidad de la escuela… Ahora me siento como atrapada por el sistema”.

La Junta escolar tomará una decisión final tan pronto como el 24 de febrero.