El reto de captar votantes en Osceola

El reto de captar votantes en Osceola
Armando, Mildred y John Ramírez, padre, madre e hijo, viven su momentum político, pero tendrán que trabajar duro para alcanzar el voto hispano en Osceola.
Foto: Cecilia Figueroa. Especial para La Prensa

Kissimmee

Padre e hijo viven su momentum político en Osceola y tendrán que trabajar duro en estos meses para alcanzar el ansiado voto hispano que los lleve a puestos oficiales.

Así, Armando Ramírez ganó como candidato demócrata a secretario de la Corte de Osceola, mientras su hijo, John Ramírez, disputará el Distrito 2 de la Junta Escolar.

Ambos afirman que esperan ser electos para servir a esta comunidad donde residen por mucho tiempo.

“Por primera vez en los 125 años de existencia en este condado, no se había visto un candidato minoritario para secretario del Tribunal”, dijo Ramírez, que ya se encuentra tocando las puertas de los votantes sin perder tiempo para dar a conocer su propuesta.

En las pasadas elecciones primarias, Ramírez logró convertirse en el candidato demócrata, con 57% de votos, frente al actual secretario de la corte, por lo que tendrá que enfrentarse a la candidata repubicana, Rayelynne Ketchum.

Por su parte, John Ramírez expresó su beneplácito al contar con la confianza de los que votaron a su favor, atribuyéndolo al resultado de hablar cara a cara con los votantes.

“Con el ejemplo de mi padre, he visto su trabajo en la comunidad, quiero seguir ese camino”, dijo.

Mientras, Mildred Ramírez, esposa de Armando y madre de JOhn, candidata a la silla 4 para el Distrito de Conservación de Agua y Suelo, se suma como candidata a este puesto por su amor a la naturaleza y alabó el triunfo de sus “dos gladiadores”.

Sin embargo, los Ramírez necesitan trabajar arduamente para conseguir votos, porque en este condado ssolo el 15% de votantes emitieron su voto durante las primarias, de los más de 151,721 electores inscritos, por lo que habrá que despertar a ese gigante dormido, especialmente los latinos del área.

Quizás por falta de participación electoral la contienda para el Distrito 9 en el Congreso no quedó en manos de uno de los candidatos hispanos, John Quiñones y Julius Meléndez , pese a que el distrito fue creado para hispanos.

“Creo que hay esperanza si tienen un candidato que los motive”, dijo Quiñones, actual presidente de la Junta de Comisionados. “En la comunidad de Buenaventura Lakes (BVL), la participación fue más alta de lo normal”.

Quiñones dijo que perdió esta contienda en parte a la campaña de Meléndez y la millonaria inversión de su contrincante demócrata, Alan Grayson, en las dos semanas antes de la votación.

“Eran los mismos ataques falsos de ambos que estaban haciendo contra mí. Mi historial conservador es claro”, comentó.

Mientras, Martha Moczó-Santiago, ex candidata demócrata por el Distrito 3 (que incluye Poinciana, de mayoría hispana) a la Comisión, dijo estar desilusionada por la poca participación en las elecciones primarias.

“Estas elecciones primarias son tan importantes porque se eligen a los representantes de los gobiernos. Me sorprende como nosotros tenemos el gran poder de votantes hispanos en el Distrito 3, pero no lo ejercieron”, asintió, Moczó, que alcanzó 751 votos.

El actual incumbente demócrata por el Distrito 3, Brandon Arrington, logró prevalecer para las elecciones generales, con solo 1,311 votos.

Alfonso Ramos, coordinador general de la organización “Primero Justicia Región Exterior” y residente de Poinciana, reveló su desanimo al ver la apatía de los hispanos.

“Creo que hemos retrocedido, hemos perdido puestos, como el Distrito 9 en el Congreso, el Distrito 3 en Osceola, que es netamente hispano. ¿Cómo va a ganar la comunidad hispana si no sale a votar?”, preguntó Ramos.

“Tenemos que unirnos para que salgan electos oficiales hispanos sean de cualquier partido y nos representen”, enfatizó.