Educar sobre la violencia en parejas

Educar   sobre    la violencia en parejas
Las víctimas de la violencia en parejas puede no les vaya bien en la escuela. Natalia M. Nevárez. Especial para La Prensa

Una de cada cinco jóvenes será víctima de asalto sexual mientras están en la universidad. Una de cada nueve adolescentes será obligada a tener relaciones sexuales. Y uno de cada 10 adolescentes es lastimada físicamente a propósito por alguien con quien sale, según la Casa Blanca.

Debido a esto, el mes de febrero fue declarado el Mes Nacional de la Concienciación y la Prevención de la Violencia en las citas de parejas adolescentes.

Preocupados por el aumento de casos de la violencia en las parejas adolescentes y en busca de educar a la comunidad, la organizacíon Harbor House llevó a cabo por segundo año consecutivo una Cumbre Juvenil en la secundaria Oak Ridge High School, en la cual participaron unos 200 jóvenes.

Sobre la cumbre, Cynthia Valdéz, gerente de compromiso con la comunidad en Harbor House, dijo que se trata de aprender sobre el abuso adolescente en las citas, la intimidación (bullying), el acoso cibernético y también sobre la vigilancia alternativa. “Tenemos oradores hablando sobre perseguir sus sueños ya sea a través de los negocios, los deportes, las artes o la música. Hay oradores hablando de tener planes de respaldo (back-up plans).Realmente estamos impulsando la educación con un grupo muy dinámico de recursos que hablarán ampliamente sobre estos temas”, dijo.

Valdéz abundó que una gran cantidad de adolescentes cuando están en una relación abusiva no son realmente capaces de seguir sus sueños, no son capaces de hacer muchas cosas que quieren hacer, porque su pareja es controladora.

“El abuso se trata de poder y control”, dijo. “Queremos darles a los jóvenes una idea de lo que está ahí fuera, de lo que pueden seguir”.

La estudiante Lakeisha Barreau, de 16 años, confesó que cuando era más joven solía ser intimidada, pero no le dijo a sus padres. Sin embargo, en la actividad aprendió que esas situaciones siempre se deben hablar y hay que pedir ayuda a otras personas. Giovanna Ortiz, amiga de Barreau, dijo que aprendió mucho de creer en sí misma y de ayudar a otros.

Por otro lado, Caroline Cubilete se sorprendió al enterarse que la violencia en las parejas no es algo que ocurre a nivel local solamente, sino que es algo que ocurre en todo el mundo. “Tenemos que estar más educados acerca de ésto y tratar de ayudar a otros”, dijo Cubilete.

Por su parte, Tammie Holt, fundadora y directora de Strengthening Our Sons (SOS), socios del evento de Harbor House, expresó que el abuso en las relaciones entre adolescentes va en aumento.

“Sentimos la necesidad de llegar a los niños y traer personas que han pasado por esto para hablarles sobre lo que se debe hacer y cómo manejarlo”, explicó Holt.

Holt dijo que buscan educar a los padres sobre el abuso de adolescentes en las citas y cómo identificar los signos. “Algunas veces sus hijos están involucrados en relaciones abusivas y no tienen ni idea hasta que algo sucede”, comentó.

El Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) explica que la violencia de pareja puede tener un efecto negativo en la salud durante toda la vida.

Las víctimas de la violencia en parejas adolescentes tienen más probabilidades de que no les vaya bien en la escuela, beber en exceso, intentos de suicidio, agresión física y actividad sexual actual. Los adolescentes que cometen violencia en el noviazgo también pueden llevar estos patrones de violencia a relaciones futuras.