Consejos básicos para prevenir la intoxicación con alimentos

Dietista registrada explica cómo transportar y cocer la comida a ingerir en picnics y parrilladas durante los días húmedos y calurosos del verano
Sigue a La Prensa en Facebook
Consejos básicos para prevenir la intoxicación con alimentos
El transporte inadecuado, la carencia de higiene y buena refrigeración y la inadecuada cocción de los alimentos a la parrilla provocan la intoxicación alimentaria cuando se cocinar al aire libre.

Enfermarnos del estómago porque algo nos cayó mal es algo común en la temporada de calor”, comienza explicando la dietista registrada Silvia Delgado, vinculada al Centro Médico de Kaiser Permanente en Baldwin Park. “Esto se debe a que durante el verano hay que tratar los alimentos con mucho más precaución, ya que la intoxicación alimenticia y las enfermedades transmitidas por los alimentos ocurren con mayor frecuencia en clima cálido”.

La causa: la mayoría de las bacterias trasmitidas por alimentos se multiplican más rápidamente a temperaturas entre los 40 y 140 grados Fahrenheit (4.4 a 60 grados Centígrados). Es por ello que, como alerta la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de Estados Unidos, durante el verano se hace más que obligatorio seguir las medidas básicas de seguridad para los alimentos.

De acuerdo con Delgado, estos son algunos de los alimentos más susceptibles a descomponerse de no mantenerse correctamente refrigerados en los días de calor y alta humedad:

  • Leche y otros productos lácteos (como cremas, quesos, yogurt y toda salsa o producto que contenga estos)
  • Carnes rojas y blancas, pescados y mariscos
  • Frutas y vegetales frescos

“Los niños y personas de la tercera edad tienen el mayor riesgo de intoxicación por alimentos”, alerta la dietista registrada. “Asimismo, pueden estar en alto riesgo quienes tienen una afección médica seria, como enfermedad renal o diabetes, sistema inmune debilitado”.

Igualmente, las mujeres embarazadas y lactantes deben de tener un cuidado especial.

Más vale prevenir que curar

Debido a que es difícil darse cuenta si los alimentos que se prepararon y sirvieron en un periodo de tiempo en un picnic o asado se han descompuesto, Delgado aconseja arrojarlos a basura cuando han permanecido fuera de refrigeración por más de 2 horas.

Cuando la temperatura ambiente es mayor de 80 grados Fahrenheit,  los alimentos no deben dejarse sin refrigeración por más de 1 hora”, recuerda la experta en nutrición. “Por eso es que hay que actuar con prudencia en su transporte y cocción. Y una vez que se haya terminado la comida colocar en hielo lo más pronto posible lo que sobró, para evitar que se descompongan y resulten un peligro para la salud”.

Los alimentos a preparar a la parrilla al aire libre se deben transportar y conservar en una hielera (“cooler”) para evitar su pronta descomposición en los días de calor./Shutterstock

Cómo proteger los alimentos

Para transportar, preparar, servir e ingerir unos alimentos libres de bacterias dañinas para la salud durante el verano, tanto la dietista Silvia Delgado como la FDA recomiendan seguir estos simples pasos:

1. Limpiar

Lávese las manos con agua y jabón por 20 segundos antes de proceder a prepara los alimentos y limpiar muy bien las superficies de la cocina con cloro o con jabón y agua caliente después de cada uso.

Y si no se tiene acceso a un baño con agua corriente y jabón cuando se está de picnic o asado en el parque o la playa, se recomienda llevar consigo una barra de jabón y un galón de agua fresca para lavarse las manos con frecuencia. También se pueden usar las toallitas húmedas desechables que hasta vienen con desinfectante.

De no tener agua corriente en el lugar del picnic, se debe llevar jabón y un galón de agua limpia y fresca para lavarse con frecuencia las manos./Shutterstock

2. Separar

La mejor medida para prevenir la contaminación de los alimentos es usar diferentes tablas de picar para los cocidos y crudos, y lavarlas bien con jabón y agua caliente después de cada uso.

Igualmente, no se deben utilizar para nada los platos que hayan contenido previamente carne cruda de res, pollo o mariscos, al menos que se hayan lavado con agua caliente y jabón. La misma medida se aplica para los utensilios.

3. Cocción acertada

El cocinar los alimentos hasta alcanzar la temperatura adecuada es importante para matar las bacterias dañinas que causan las intoxicaciones alimentarias. Por ello es importante tener a mano un termómetro para las carnes para cerciorarse que han alcanzado su punto de cocción segura antes de servirlas. Las hamburguesas se deben cocinar a 160°F (60°C) y el pollo a 165°F (73.8°C).

Antes de servir las carnes preparadas a la parrilla se debe chequear su temperatura interna para saber si ya alcanzaron su nivel de cocción libre de las bacterias culpables de la intoxicación con alimentos./Shutterstock

4. Enfriamiento inteligente

El refrigerar prontamente los alimentos al llegar del supermercado es otra de las medidas preventivas. La temperatura del refrigerador debe estar a menos de 40 ˚F y la del congelador a 0 ˚F.  Y para transportarlos a un picnic o parrillada al aire libre debe hacerse en una hielera (“cooler”) con suficiente hielo.

Nunca se deben dejar los alimentos fuera de refrigeración por más de una hora cuando la temperatura está por encima de los 90°F (32°C).

Otra medida importante es la de conservar fría la comida fría, como la ensalada de pollo o papa y los postres. Estos alimentos se deben mantener a 40°F (4.4°C) o menos. Su debido transporte se hace directamente sobre el hielo o en un recipiente bien sellado dentro de una cubeta grande y honda con hielo, el cual debe remplazarse con frecuencia a poco menos tiempo que se derrita.