Yerno de Trump asegura que no hubo “colusión” con gobierno de Rusia en elecciones

Los senadores prevén preguntarle sobre su formulario de declaraciones financieras que anteriormente Kushner había omitido “por error”, y que incluyen unas 77 actividades con valor de al menos $10 millones

Guía de Regalos

Yerno de Trump asegura que no hubo “colusión” con gobierno de Rusia en elecciones
Jared Kushner es investigado por sus nexos con Rusia.

WASHINGTON.- En uno de los momentos más esperados esta semana en Washington, el yerno del presidente Donald Trump, Jared Kushner, afirmó este lunes ante un comité del Senado que no hubo “colusión” entre la campaña electoral y Rusia para influir en los comicios presidenciales del año pasado.

Evadiendo a la prensa y bajo fuertes medidas de seguridad, Kushner llegó al Capitolio para participar en una reunión a puerta cerrada con el Comité de Inteligencia del Senado, uno de cinco comités que investigan la injerencia de Rusia en los comicios de 2016.

Antes del encuentro, Kushner emitió una declaración escrita de 11 páginas en la que quiso dejar en claro que él no tuvo contactos indebidos con funcionarios extranjeros.

No hice colusión, ni sé de nadie en la campaña que haya conspirado con ningún gobierno extranjero. No tuve contactos impropios ni he dependido de fondos rusos para financiar mis actividades de negocios en el sector privado”, afirmó Kushner, insistiendo en que ha intentado ser lo más transparente posible con sus finanzas.

Kushner repitió el mismo mensaje de que “no conspiró con Rusia” a los periodistas que lo esperaban afuera de la Casa Blanca a su regreso del Capitolio.

En el documento, Kushner confirmó que tuvo cuatro contactos durante la campaña electoral y el proceso de transición, pero insistió en que no tuvieron ninguna trascendencia y que no hubo colusión con el gobierno de Moscú para ayudar a Trump a ganar las elecciones.

Estoy proveyendo voluntariamente esta declaración, entregando documentos, y realizando entrevistas para arrojar luz en asuntos que han surgido sobre mi papel en la campaña”, afirmó Kushner en el documento, en el que describió su papel en la campaña como “punto de contacto” con autoridades de países extranjeros.

Durante la transición sostuvo más de 50 contactos con autoridades de más de 15 países, incluyendo dos con funcionarios de Rusia.

En una de las reuniones, el 13 de diciembre de 2016, Kushner aceptó reunirse en Nueva York con un banquero ruso, Sergey Gorkov, a petición del embajador de Rusia ante la Casa Blanca, Sergey Kislyak pero, según dijo en su declaración de hoy, no surgió nada sustancial y no hubo más contactos con el empresario.

“No discutimos las sanciones impuestas por la Administración Obama”  ni sobre las compañías, transacciones de negocios, proyectos inmobiliarios, préstamos, u otros tipos de arreglos o negocios privados, subrayó Kushner.

De esta manera, Kushner quiso restar fuerza a las conjeturas de que la campaña de Trump solicitó u obtuvo ayuda de Rusia para vencer en las urnas a la candidata presidencial demócrata, Hillary Clinton.

Pero, de todas maneras, los senadores prevén preguntarle sobre su formulario de declaraciones financieras que anteriormente Kushner había omitido “por error”, y que incluyen unas 77 actividades con valor de al menos $10 millones.

No está claro que el esfuerzo de Kushner por exonerarse aplaque la tormenta política generada en Washington por el papel de Rusia en los comicios, y que ha opacado la agenda política de Trump.

La reunión de Kushner se produce en unos momentos en que el Senado también quiere recabar testimonios del hijo mayor de Trump, Donald Trump Jr., y el expresidente de la campaña electoral, Paul Manafort.