Cómo ahorrar en los gastos de regreso a la escuela

Experta en economía del hogar ofrece tips que evitan poner en rojo el presupuesto familiar

Guía de Regalos

Cómo ahorrar en los gastos de regreso a la escuela
El comprar uniformes en vez de las piezas regulares de la temporada es una de las medidas para ahorrar dinero en la compra de la ropa y útiles escolares para el regreso a clases.

Ahorro. Esa es la palabra que la mayoría de los padres tienen en mente a la hora de comprar la ropa, útiles escolares y aparatos electrónicos para el retorno a la escuela.

Y es que no hay duda que todos buscan ahorrar lo más que puedan para no poner en rojo el presupuesto familiar, ya que cada centavo cuenta en la situación económica en general de estos días.

¿Qué hacer para lograr el objetivo?

La Dra. Patti Wooten-Swanson, asesora del Departamento de Ciencias de la Familia, la Nutrición y el Consumidor de la Extensión Cooperativa de la Universidad de California en San Diego, dice que “hay muchas cosas que se pueden hacer para ahorrar en las compras [de regreso a la escuela]”. Todo es cuestión de aprovechar los medios que conducen al ahorro con una búsqueda pensada y organización.

Consejos para el ahorro

Wooten-Swanson ofrece a continuación algunas recomendaciones que ayudan a ahorrar la mayor cantidad de dinero posible:

1.Hacer una lista de los artículos específicos que cada hijo necesita realmente

Antes de salir a comprar la ropa para el nuevo año escolar, conviene hacer una revisión detallada de la ropa, el calzado y la mochila que cada hijo tiene para saber qué realmente necesita, ya que las chaquetas y suéteres en buen estado que dejó un  hermano mayor le pueden servirle a uno menor.

2. Establecer un presupuesto real para los gastos y no salirse de él

En base al inventario realizado, determinar cuántas piezas de ropa se necesita comprar para cada menor y establecer un monto de dinero específico para su compra. Esto evitará la compra impulsiva de artículos no contemplados en la lista y el presupuesto.

Antes de salir de compras se deben establecer una cantidad de dinero a gastar y no salirse de ella. /Shutterstock

3. Comprar uniformes en lugar de la ropa de moda de la temporada

Si los chicos cursan los grados de la escuela elemental, la experta en economía del hogar dice que “no hay como el uniforme para ahorrar dinero,  ya que solo se tendrá que comprar tres set de camisetas (tipo polo), faldas o pantalones del tono que la escuela recomienda, evitando así la compra de ropa con la tendencia de la temporada que generalmente resulta más costosa”.

La compra de tres set de uniformes es más que suficiente. Este número permite lavar las piezas a mitad de semana y evita acumular una gran cantidad que se le va quedando a los chicos antes de que concluya el año escolar.

4. Comprar con inteligencia

La compra inteligente de la ropa y los materiales escolares se efectúa cuando se aprovechan las ofertas, los cupones y descuentos que la mayoría de las tiendas — como Target, Kohl’s, Macy’s, JCPenney, por mencionar algunas—, tienen al aproximarse la temporada del retorno a clases.

Del 13 al 20 de agosto, por ejemplo, Macy’s ofrecerá descuentos de entre el 25 al 50% en jeans, camisetas, zapatos, tenis, ropa interior, mochilas y bolsas para niños (entre las tallas del 8 al 20) y jóvenes (entre las tallas del 7 al 16). Y los clientes que usen la tarjeta de crédito de la tienda, recibirán un 20% adicional sobre la compra efectuada (se aplican exclusiones en ciertos artículos).

Recortar los cupones de descuentos de periódicos e imprimir los que se ofrecen por línea en sitios como Couponsherpa.com o Coupons.com también sirve. Al igual que el aprovechar los descuentos o especiales que las marcas reconocidas usualmente ofrecen al aproximarse la fecha del regreso a clases. Converse, por ejemplo, tiene en la actualidad un descuento de $100 en la compra total y de 20% en sus tenis, camisetas, suéteres y mochilas.

“Hay que recordar que el buen precio se encuentra comparando antes los descuentos que ofrecen las tiendas y marcas en sus páginas web, poniendo énfasis en el precio, descuento, póliza de devolución y cuota de envío”, resalta Wooten Swanson.

También hay que recordar que, como los chicos crecen con rapidez, las piezas más costosas del vestuario —como lo son las chaquetas de invierno y los suéteres— deben comprarse unas dos tallas más grandes de la que actualmente usa el menor para que le sirva también en el siguiente año escolar.

5. Unirse a los eventos de intercambio de ropa

“Muchas escuelas, padres y los propios familiares organizan actividades de intercambio de ropa en perfecto estado, que resulta favorable en el objetivo de ahorrar dinero”, dice Wooten Swanson.

Igualmente, algunas escuelas efectúan sus propias “boutiques” de venta de chaquetas, suéteres, camisetas, ropa deportiva, faldas, pantalones y mochilas entre su propio alumnado al acercarse el inicio del nuevo año escolar. En ellas, las prendas (en excelente estado y hasta de buenas marcas) se venden a precios extremadamente bajos.

6. Aprovechar la gran venta del Labor Day

Como ya es costumbre, en el fin de semana del Labor Day (Día del Trabajo) las tiendas realizan sus grandes ventas de ropa, útiles y electrónicos para el retorno a la escuela y la experta en economía del hogar asegura que la gran venta resulta perfecta para ahorrar dinero en la compra de computadoras, tabletas e impresoras que requieren los chicos que cursan sus estudios de preparatoria, college o universidad.