FIFAgate: Los canales de televisión que pagaron sobornos

Muchos peces gordos son mencionados en una corte de Brooklyn
FIFAgate: Los canales de televisión que pagaron sobornos
Alejandro Burzaco (Centro) colabora con autoridades estadounidenses. DON EMMERT/AFP/Getty Images
Foto: Getty Images

Luego de dos años de prestar colaboración a la Justicia norteamericana, y de aportar pruebas para mejorar su situación procesal, Alejandro Burzaco, ex CEO de Torneos, respondió a las preguntas de los fiscales durante el juicio que se les sigue a tres ex directivos de la Confederación Sudamericana de Fútbol en Nueva York.

“Julio Grondona sabía todo”, dijo Burzaco sobre el grado de conocimiento del ex presidente de la AFA (y ex vicepresidente senior de la FIFA).

El empresario televisivo incluso mencionó que Grondona era quien decidía quién recibía más dinero y a quién le rebajaban el pago. Burzaco agregó que sobornó al ex presidente de la AFA “entre 2005 y hasta su muerte, en julio de 2014”.

Burzaco detalló cómo era el pago de las coimas a Grondona: por lo general, la empresa T&T (con sede en las Islas Caimán y dueña de los derechos de TV de las Copas Libertadores, Sudamericana y América) transfería el dinero de las coimas a una casa de cambio en Argentina, que le pagaba a Grondona en efectivo. Esa empresa, según Burzaco, era Alhec Tours, que durante mucho tiempo fue considerada “la financiera del fútbol argentino”. El ex CEO de Torneos contó además que en 2006 le pagó a Grondona US$ 600 mil, pero que después la cifra trepó hasta el millón de dólares. Y que en 2012 se elevó a US$ 1,2 millones. Además, y siempre según Burzaco, también coimeó a Eduardo Deluca (ex secretario general de la Conmebol) y el uruguayo Eugenio Figueredo. Ambos se llevaron US$ 600 mil en 2006. Ese mismo año, y de acuerdo con lo declarado por Burzaco, el paraguayo Nicolás Leoz, presidente de la Conmebol, recibió de Torneos la suma de US$ 1 millón.

Las cadenas de TV

Además de nombrar individuos, Burzaco también les apuntó a las grandes cadenas televisivas de Latinoamérica, quienes fueron las otras grandes beneficiadas en todo este esquema de coimas y sobornos cruzados que investigó el FIFAgate. Burzaco dijo que Fox Sports (con alcance a todo el continente), Televisa (México), Globo (Brasil), MediaPro (España), Full Play (Argentina) y Traffic (Brasil) pagaron sobornos para quedarse con los derechos televisivos. Burzaco aclaró, además, que el Grupo Clarín nunca pagó coimas.

A la hora de ejemplificar cómo hacían las compañías para sobornar a los ejecutivos, Burzaco nombró a la offshore T&T, una empresa con sede en las Islas Caimán cuyos dueños eran Fox Sports (75%) y Torneos (25%). Según Burzaco, Jim Ganley, ex CEO de Fox Sports, aprobó un desembolso de US$ 3,8 millones. Ese dinero saldría de T&T y serviría para sobornar a los directivos de Conmebol, que a su turno aprobarían la renovación de los contratos televisivos con T&T. Para justificar la salida del dinero de T&T, se firmó un contrato apócrifo con una firma llamada Somerton Corporation, propiedad de otro implicado en el FIFAgate: el argentino-brasileño José Margulies. Según declaró Burzaco, Somerton nunca proveyó ningún servicio y sólo se usó para vehiculizar los sobornos.