Sessions: EEUU pagaría un precio si se otorga “amnistía” a “Dreamers”

Dijo que el Congreso debe decidir sobre los "Dreamers"
Sessions: EEUU pagaría un precio si se otorga “amnistía” a “Dreamers”
Jeff Sessions ante el Comité Judicial de la Cámara.
Foto: Alex Wong/Getty Images

WASHINGTON – El fiscal general, Jeff Sessions, afirmó este martes que EEUU pagaría un precio si se otorga una “amnistía” a los “Dreamers”, al referirse a la casi nula posibilidad de que, sin acción del Congreso, la Administración Trump pudiese extender “DACA”  el próximo año.

El titular del Departamento de Justicia acudió hoy a una audiencia del Comité Judicial de la Cámara de Representantes en la que aseguró que jamás mintió en relación con la injerencia de Rusia en las elecciones de 2016, y también respondió a numerosas preguntas en el área de inmigración.

La Administración Trump anunció el pasado 5 de septiembre la eliminación gradual del programa de “acción diferida” (DACA) de 2012, y dio plazo al Congreso hasta el 5 de marzo de 2018 para encontrar una solución permanente para los cerca de 800,000 jóvenes indocumentados amparados al programa.

Posteriormente, en uno de sus mensajes en Twitter, el presidente Donald Trump dejó abierta la posibilidad de que podría extender “DACA” si el Congreso no logra una solución consensuada, aunque no ha dado más detalles desde entonces.

El legislador republicano de Iowa, Steve King, preguntó a Sessions si él apoyaría que Trump autorice una expansión de “DACA”.

Sessions dijo que no podía especular sobre casos hipotéticos y que el Congreso tiene que resolver el asunto, pero después añadió que “algo se pierde cada vez que se provee una amnistía”.

“Es un precio que se pagará si eso se hace, pero algunas veces las circunstancias son tales que podría haber necesidad de hacerlo, pero necesitamos ser cuidadosos”, afirmó Sessions, quien ha mantenido su oposición a “DACA” desde que fue senador por Alabama.

Sessions hizo esas declaraciones mientras aumentan las presiones de líderes demócratas y grupos cívicos como la Unión de Libertades Civiles de EEUU (ACLU) para que el Congreso apruebe el “Dream Act” para fin de año.

El Congreso tiene ante sí al menos cinco propuestas para resolver el limbo legal de los “Dreamers” que quedarán expuestos a la deportación una vez que venzan sus permisos a partir de marzo de 2018.

Por otra parte, Sessions dijo la Administración Trump ha solicitado 367 jueces, y ha estado contratando jueces para reducir las enormes demoras en los tribunales de Inmigración, que en la actualidad superan más de 600,000 casos.

Sessions dijo que la Administración prevé que para enero próximo no seguirá aumentando al rezago del procesamiento de casos sino que, con suerte, comenzará a reducirlo.

Durante un intercambio con el legislador republicano por Texas, Lamar Smith, sobre las “ciudades santuario”, Sessions se quejó del aumento en las solicitudes de asilo, destacando que tan solo en 2016 hubo 95,000 inmigrantes que alegaron “miedo creíble” y, a su juicio, eso está creando una tremenda carga en el sistema migratorio.

“Esto está creando audiencias y retrasos que nunca estaba previsto que fueran parte del sistema. Hay tantas cosas allá afuera que agobian a nuestros agentes policiales, haciendo que completar estas cosas sea más difícil, más costoso y más prolongado”, se quejó.

Sessions reiteró su deseo de fortalecer y mejorar las leyes de inmigración para combatir “las fronteras abiertas” en EEUU.

Durante la audiencia, Sessions dijo en numerosas ocasiones que jamás mintió sobre sus contactos con Rusia durante la contienda y que la función del Departamento de Justicia es hacer cumplir las leyes, libre de presiones políticas o ideológicas.