¿Por qué “Nariz” era considerado el hombre más cercano a “El Chapo”?

Guzmán Loera tenía varios personas que cuidaban de su seguridad, aunque algunas vigilaban hasta su comida
¿Por qué “Nariz” era considerado el hombre más cercano a “El Chapo”?
"Nariz", un personaje clave en la organización de Guzmán Loera.
Foto: Cortesía Corte Federal Distrito Este de NY

Joaquín “El Chapo” Guzmán tenía varios secretarios particulares, los cuales cambiaban de turno para asegurar que siempre hubiera alguien que atendiera al presunto líder del Cártel de Sinaloa, pero sobre todo, para cuidar su seguridad, reveló información de los fiscales federales y testigos como Alex Cifuentes.

Sin embargo, había un personaje especial en el círculo cercano al originario de Cualiacán, Sinaloa, que enfrenta juicio en una Corte federal en Brookly. Se trata de “Nariz”, a quien Cifuentes describió como un hombre que revisaba todo lo que llegaba “a manos” de Guzmán Loera. Él era el filtro final, según el colombiano, quien fue uno de los colaboradores cercanos del mexicano.

En varios momentos del juicio ha salido a relucir el nombre de “Nariz”, pero fue durante el testimonio del mexicano-americano Víctor Vásquez, agente de la DEA, cuando el personaje cobró relevancia, ya que fue quien guió al personal de la Marina en operativos por cinco casas en busca de Guzmán Loera, además de que conversaciones telefónicas confirmaron el tipo de relación que tenía con el “Gerente”, como llegó a referirse a su jefe.

“Oiga digale a la chapis que le eche velocidad. Ya tiene hambre el gerente. y ai le encargo que se meta a la recamara del gerente y fijece si no dejo un black iusacell, si esta traigamelo es mio con la ofi (sic)”, escribió “Nariz” en uno de los mensajes dados a conocer por fiscales. Hay otras conversaciones que hablan sobre los alimentos de “El Chapo”.

El 17 de febrero de 2014, “Nariz” dio instrucciones de llevar birria (un plato tradicional mexicano de carne de borrego con salsa) al “Gerente” a la casa nombrada como la “5”, en referencia a los inmuebles de seguridad donde se escondía Guzmán Loera y donde fue buscado por personal de la Marina, guiado por el agente de la DEA.

En su testimonio ante el juez Brian Cogan, el oficial Vásquez contó que dada la cercanía que se sabía que “Nariz” tenía con “El Chapo” fue al primero que decidieron buscar en el operativo por varias viviendas en Culiacán Sinaloa. Lo único que el equipo especial que estaba en la cacería del narcotraficante era su apodo.

“Sólo sabía que era ‘Nariz’, nariz corta, nariz larga, sin nariz”, expresó Vásquez desatando risas en la corte. Lo hallaron después de buscar en una fiesta, donde encontraron a 18 hombres y unas 10 mujeres, ya entrada la madrugada de un lunes. Una mujer que cargaba a un bebé se levantó de su asiento y gritó a los marinos, se quejó de que su bebé estaba incómodo, pero en su apuro y nerviosismo dejó caer el teléfono. Descubrieron que “Nariz” se había escapado a otra casa, donde lo encontraron y pidieron que revelara la casa dónde pernoctaba su jefe.

El colaborador de Guzmán Loera guió a los militares por las cinco viviendas donde pudiera estar, incluso mostró un túnel al que se tenía acceso apretando un botón cerca de un interruptor de luz que permitía abrir la bañera, la puerta a la ruta de escape. Esa noche “Nariz” fue detenido. Su nombre no fue revelado en la corte, pero medios mexicanos, como La Jornada, lo han ubicado como Mario Hidalgo Argüello.