Postulación para alcaldía de la Ciudad de Kissimmee crea controversia

La posibilidad de que Jimmy Torres Vélez se postule suscitó controversia entre algunos de los candidatos ya declarados
Postulación para alcaldía de la Ciudad de Kissimmee crea controversia
Olga González, Eva Jacquelyn Espinosa y Lisandra Román, tres de las seis candidaturas ya registradas, y un aspirante a candidato, Jimmy Torres-Vélez. La contienda por la Alcaldía de Kissimmee en 2020 ya da de qué hablar. (Roxana de la Riva y Cortesía)
Foto: Roxana de la Riva y Cortesía

Aunque falta más de un año para elegir un nuevo alcalde de la Ciudad de Kissimmee, el anuncio de la posible incursión de Jimmy Torres-Vélez en la contienda electoral causó revuelo entre algunos miembros de la comunidad que lo consideran muy progresista y sin arraigo local. Pero Torres-Vélez, activista y fundador de organizaciones que apoyan a la comunidad boricua e hispana en la Florida Central, está considerando seriamente postularse a alcalde de Kissimmee.

“Me reservo el derecho a lanzar mi candidatura si el grupo de trabajo que tengo en Kissimmee así lo decide”, declaró a La Prensa.

Hasta el momento hay seis personas registradas para contender por el Distrito 5, que es la Alcaldía de Kissimmee, y se espera que se sumen varias más. Ellas son Ángela M. Eady, Eva Jacquelyn Espinosa, Olga González, Erick Puma, Lisandra Román y Freddy E. Villanueva.

De acuerdo a estimaciones del Censo, la Ciudad de Kissimmee contaba en 2017 con 68,176 habitantes y de ellos el 66.1% por ciento son hispanos y 35.6% puertorriqueños. Las elecciones para la alcaldía de Kissimmee son no partidistas y la silla quedará vacante en diciembre de 2020 al concluir el término de José Álvarez, de origen cubano, quien contenderá para comisionado del Condado de Osceola.

Torres-Vélez explicó que Florida Central se ha convertido en el epicentro de la comunidad puertorriqueña en Estados Unidos y el lugar donde más boricuas hay es Kissimmee, así que basado en esa premisa un grupo de personas y él han decidido mirar seriamente un proyecto donde esa población de residentes puertorriqueños se exprese eligiendo a un candidato.

“Se necesita más que ser un activista para atender las necesidades de la población de Kissimmee”, aseguró Eva Jacquelyn Espinosa, candidata inscrita para el Distrito 5 de esa ciudad. “Mucha gente tiene buena intención pero no mucha gente conoce cómo es que se mueve la ciudad, cómo funciona el presupuesto porque es muy fácil decir que la ciudad no se mueve bien. Pero este caballero [Torres-Vélez] debe tener mucho cuidado en levantar una idea de gobierno como se corre en Puerto Rico. Kissimmee es único en su forma de gobernar, tenemos que guiarnos con lo que ya trabaja en la ciudad como tal”, dijo Espinosa.

Con 15 años viviendo en Kissimmee y 29 en la Florida, Espinosa es dueña de varios negocios. Asegura que Kissimmee es una localidad bastante conservadora por lo tanto hay que tener precaución de cómo se maneja, ya que está creciendo muy rápido y esa magnitud de crecimiento hay que saberla llevar a pasos. Opinó que hay que educar al elector para que vote por la plataforma de un candidato y no por un partido. Ella se opone al aumento de impuestos a la venta del 8.5% que propone la Comisión del Condado de Osceola. Espinosa nació en Nueva Jersey de padres puertorriqueños.

“Creo que es falta de ética de otros que son amistades que yo conozco y que sabían que yo iba a correr. No es que yo diga que no deben correr, pero si eres mi amigo, tú me lo dices, pero no vengas a mi espalda a venir a decirlo o hacerlo. Otro problema que veo es que se divide el voto hispano”, aseguró Lisandra Román, quien asegura que ella fue de las primeras en inscribir su candidatura para la alcaldía de Kissimmee.

Román, empresaria y originaria de Puerto Rico, ha participado dos veces en buscar un asiento en la Ciudad de Kissimmee, pero desconfía del Supervisor de Elecciones de Osceola porque afirma que tiene pruebas de que la primera vez que corrió hubo irregularidades en su carrera electoral. Sin embargo no pierde la fe, agregó que la gente tiene que salir a votar y reconoce su responsabilidad como candidata de seguir educando a los votantes, especialmente a los que vienen de Puerto Rico que no conocen la diferencia entre partidos.

Luis Hernández, político republicano, criticó que Torres-Vélez se quiera postular a un cargo cuando hay otros candidatos con más años de experiencia y arraigo. Y consideró que el activista trae una agenda progresista y liberal a Kissimmee.

Por su parte Torres-Vélez aseguró que lo motiva no simplemente el deseo de competir, sino el traer una alternativa progresista de control de renta y asistencia económica para los pobres. “Que no duerma un solo ser humano en las calles de Kissimmee… Obligar a que la plantilla de trabajo en el gobierno de Kissimmee refleje el por ciento de residentes puertorriqueños, haitianos, jamaiquinos que hay en la ciudad”, señaló.

“Sí les puedo decir a los muchachos que están haciendo campaña en contra mía que nos vamos a asegurar de que el próximo alcalde de Kissimmee sea puertorriqueño y tenga una agenda seria, responsable, pero agresiva para convertir a Kissimmee en el mejor lugar para vivir en Florida”, dijo Torres-Vélez, de 56 años, y quien ha decidido mudarse de manera permanente a Florida y escogió Kissimmee para vivir.

Relató que no hay prisa por lanzar su candidatura pues tiene hasta dos meses antes de la elección del 2020 para inscribirse. “No lo descarto. Al contrario, estamos creando equipos de trabajo para conversar con las comunidades y saber lo qué necesitan. Visitar los precintos en los que está dividida esta ciudad. Yo no soy de los que voy y le beso el anillo a los cuatro realtors que son dueños de Kissimmee y ellos deciden si mi candidatura es viable o no. Esa gente es la que estoy dispuesto a denunciar y estoy dispuesto a enfrentar si me tocara hacerlo”, aseguró el puertorriqueño.

Torres-Vélez es sindicalista y fundador de Iniciativa Acción Puertorriqueña, Boricua Vota y de la Coordinadora de Apoyo Solidaridad y Ayuda (CASA) que se formó para ayudar en el esfuerzos de recuperación por el huracán Irma que impactó a Florida y después se enfocó en ayudar a Puerto Rico que fue devastado por el ciclón María. Por tal motivo una publicación local lo nominó como Central Floridano del Año. Esta sería la primera vez que se postula para un cargo de elección y recordó que alguna vez compitió para asambleísta municipal en Puerto Rico a los 18 años.

“Dios va a poner a la persona que él quiera en ese asiento”, afirmó Olga González, nacida en Nueva York de padres puertorriqueños, actual comisionada de Kissimmee y también inscrita para contender por el Distrito 5 de esa ciudad. “Yo la política no la conozco, más bien siempre he sido una trabajadora de la comunidad y sé que cualquier persona que Dios ponga en esa posición va a hacer el trabajo porque hay mucho por hacer ayudando a familias sin hogar y bregando con familias que están viviendo en apartamentos a punto de que los tiren a la calle y hay que ayudarlos”, comentó González.

Más sobre las elecciones

Información electoral del Condado de Osceola y Kissimmee está disponible en http://www.voteosceola.com/es-us/Inicio