El uso del ácido láctico para la belleza

Una sustancia que ayuda a humectar y revitalizar la piel
El uso del ácido láctico para la belleza
Foto: Shutterstock

Biológicamente, el ácido láctico es una sustancia que se libera en el cuerpo durante el proceso de generación y consumo de energía, lo que ocurre al hacer ejercicio, por ejemplo. Pero además, resulta beneficioso para el cuerpo humano, concretamente para el cuidado de la piel.

Y es que esta sustancia se puede producir sintéticamente en laboratorios y, al ser mezclado con otros componentes, tiene un efecto reparador y revitalizador en la piel.

“El ácido láctico es el único ácidoalfa-hidroxi que actúa como exfoliante, para eliminar las células muertas de la piel y como humectante, para atraer la humedad”, explica la Dra. Jaime Glick, dermatóloga certificada del Marmur Medical.

En las cremas y sérums, este ácido es el responsable de hidratar activamente la capa superficial de la piel, reorganizar la estructura de la llamada capa córnea e impedir la pérdida de agua. Por lo que la piel se mantiene hidratada y aumenta su elasticidad natural.

Además, los compuestos químicos del ácido láctico son excelentes para tratamientos contra las manchas en la piel, porque al pertenecer a la familia de ácidos AHA, tiene propiedades despigmentantes que aclaran poco a poco y unifican el tono de piel.

Y al igual que el salicílico, el ácido láctico es un efectivo bactericida que impide la reproducción de los agentes que causan el acné bacteriano y otras afecciones que dañan la piel.

La línea de productos AmLactin tienen como base este ácido. /Cortesía

“Los estudios clínicos recientes han demostrado que el uso de productos como AmLactin, cuyo componente principal es el ácido láctico, mejora significativamente la textura y apariencia de la piel”, asegura la Dra. Glick.