HEALTH NET LES RECUERDA A LAS MUJERES: EL CÁNCER DE CUELLO UTERINO ES UNO DE LOS TIPOS DE CÁNCER DEL SEXO FEMENINO MÁS FÁCILES DE PREVENIR

Sigue a La Prensa en Facebook

El 1 de enero marca el comienzo del Mes de Concienciación sobre la Salud del Cuello Uterino. En apoyo de este esfuerzo educativo anual, Health Net, Inc. (NYSE: HNT) está trabajando para aumentar la concienciación sobre la importancia de que las mujeres se realicen exámenes de Papanicolaou regulares, así como la importancia de que varones y niñas se vacunen contra el virus del papiloma humano (por sus siglas en inglés, HPV).

“Realmente queremos que las mujeres sepan que el cáncer de cuello uterino es uno los tipos de cáncer del sexo femenino más fáciles de prevenir” —afirma el Dr. Jonathan Scheff, M.D., director médico principal de Health Net, Inc.? “Los cambios en las células anormales pueden detectarse a través de exámenes de Papanicolaou, y las lesiones precancerosas se pueden tratar y curar antes de que se conviertan en cáncer”, —agrega?. “En consecuencia, el cáncer de cuello uterino, que alguna vez fue uno de los tipos de cáncer más comunes en las mujeres de los EE. UU., ahora se encuentra en el lugar n.° 14 con respecto a su frecuencia, de acuerdo con los National Institutes of Health (Institutos Nacionales de Salud)”.

Además, Scheff comentó lo siguiente sobre la vacuna contra el HPV: “Muchas personas tienen la impresión de que la vacuna contra el HPV es sólo para las niñas, y no saben que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades recomiendan que los varones también se vacunen. Como parte del Mes de Concienciación sobre la Salud del Cuello Uterino, que es patrocinado por la National Cervical Cancer Coalition (Coalición Nacional del Cáncer Cervical), Health Net se centra en compartir esta información”.

Vacuna contra el HPV

De acuerdo con la American Cancer Society (ACS, Sociedad Americana contra el Cáncer), el factor de riesgo más importante de cáncer de cuello uterino es la infección causada por el HPV, una enfermedad de transmisión sexual que se contagia a través del contacto piel con piel. La ACS también observa que el riesgo de contraer HPV aumenta en las mujeres que han tenido múltiples parejas sexuales o en aquellas cuyo compañero ha tenido muchas parejas. La National Cervical Cancer Coalition (NCCC) informa que hay 6 millones de casos nuevos de infecciones por HPV todos los años en los Estados Unidos, y que se considera que alrededor de 20 millones de personas —tanto hombres como mujeres? presentan una infección por HPV activa en un momento dado. De acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (por sus siglas en inglés, CDC), existen otros factores que pueden aumentar el riesgo de cáncer de cuello uterino, tales como fumar, padecer VIH, tomar píldoras anticonceptivas durante cinco años o más, y dar a luz a tres hijos o más.

La NCCC señala que, aunque las vacunas contra el HPV no combatan por completo el HPV ni el cáncer de cuello uterino, pueden ayudar también a prevenir la infección causada por el HPV, que puede provocar cáncer de cuello uterino y verrugas genitales. Teniendo en cuenta la prevención, los CDC recomiendan la vacuna contra el HPV de tres dosis para las niñas de 11 y 12 años. Es aconsejable una vacuna de actualización para las niñas y mujeres jóvenes de 13 a 26 años que no se hayan vacunado anteriormente. Los CDC advierten que el sexo masculino también se encuentra en riesgo, y aconsejan que los varones de 11 o 12 años y los hombres jóvenes de 13 a 21 años que no hayan recibido las tres dosis recomendadas o alguna de ellas anteriormente, se vacunen contra el HPV.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos ha aprobado dos vacunas contra el HPV: Gardasil®, tanto para hombres como para mujeres, y Cervarix®, sólo para mujeres.

Datos sobre el Cáncer de Cuello Uterino

El Instituto Nacional del Cáncer informa que, si bien el cáncer de cuello uterino se puede prevenir en determinadas circunstancias, se calcula que en 2012, más de 12,000 mujeres estadounidenses habrán recibido un diagnóstico de esta afección y casi 4,000 habrán muerto a causa de una forma avanzada de la enfermedad. La prevención a través de la detección precoz es la clave. Con ese fin, la ACS recomienda que las mujeres se realicen su primer examen de Papanicolaou a más tardar a los 21 años. Las mujeres de 21 a 29 años deben realizarse el examen de Papanicolaou cada tres años, de acuerdo con la ACS, a menos que un profesional para el cuidado de la salud sugiera otra cosa. Las mujeres de 30 a 65 años pueden hacerse un control cada cinco años mediante un examen de Papanicolaou combinado con una prueba de HPV, o bien, cada tres años mediante un examen de Papanicolaou solamente. Es posible que las mujeres con determinados factores de riesgo deban realizarse exámenes de detección con mayor frecuencia o deban seguir controlándose después de los 65 años. La ACS también advierte que, aunque las mujeres se hayan vacunado contra el HPV, aun así deben realizarse un examen de Papanicolaou regular.

Si bien las células precancerosas y el cáncer de cuello uterino en etapa temprana generalmente no causan síntomas, la ACS observa que el cáncer de cuello uterino que se ha vuelto invasivo puede producir síntomas, incluyendo:

  • sangrado vaginal anormal, como sangrar después de una relación sexual o entre las menstruaciones, y tener menstruaciones más prolongadas o más intensas;
  • dolor durante la relación sexual; y
  • secreción vaginal inusual que puede contener sangre o presentarse entre las menstruaciones.

“Sin dudas, a medida que más mujeres se realicen los exámenes de Papanicolaou regulares y mientras aumente la cantidad de personas que se vacunan contra el HPV, se salvarán más vidas” —enfatiza Scheff de Health Net?.

Para obtener información adicional sobre el cáncer de cuello uterino, visite:

Descargo de Responsabilidad sobre Consejo Médico

La información provista en este comunicado de prensa no tiene como objetivo brindar consejos médicos ni sustituir la atención médica profesional. Siempre busque los consejos de su médico o de otro proveedor de la salud si tiene alguna pregunta sobre su condición médica y siga las instrucciones de su proveedor de cuidado de la salud.

Acerca de Health Net

Health Net, Inc. es una organización que cotiza en bolsa que brinda servicios de cuidado de la salud administrado a través de planes de salud y planes de atención administrada patrocinados por el gobierno. Su misión es ayudar a las personas a estar saludables, seguras y cómodas. Health Net, a través de sus subsidiarias, proporciona y administra beneficios de salud a aproximadamente 5.4 millones de personas en todo el país a través de programas grupales e individuales, Medicare (incluyendo el beneficio de medicamentos que requieren receta médica de Medicare comúnmente conocido como “Parte D”), Medicaid, y programas del Departamento de Defensa de los EE. UU., incluyendo TRICARE y de Asuntos de Veteranos. Managed Health Network, Inc., la subsidiaria de servicios de salud del comportamiento de Health Net, ofrece programas de asistencia al empleado, abuso de sustancias y salud del comportamiento a aproximadamente 4.9 millones de personas, incluyendo los propios afiliados a planes de salud de Health Net. Las subsidiarias de Health Net también ofrecen productos de cuidado de la salud administrado relacionados con medicamentos que requieren receta médica y proporcionan la coordinación de dichos productos a empleadores de múltiples regiones, así como servicios administrativos a grupos médicos y programas de beneficios autofinanciados.

Para obtener más información sobre Health Net, Inc., visite el sitio Web de Health Net en www.healthnet.com.

Esta publicación contiene enlaces a otros sitios que no están controlados por Health Net ni son de su propiedad. Tenga en cuenta que Health Net no es responsable del contenido al que llevan los enlaces o al que se hace referencia desde esta publicación. Los enlaces a otros sitios Web se proporcionan para comodidad del usuario. Health Net no expresa ninguna opinión sobre el contenido ni las propiedades de los sitios Web a los que llevan dichos enlaces y renuncia a toda responsabilidad al respecto.