Connect with us

Hi, what are you looking for?

NUESTRA COMUNIDAD

Alianza for Progress demanda a Ron DeSantis por elecciones en Florida en tiempos de coronavirus

Marcos Vilar, director de Alianza for Progress, (al centro). /Foto archivo.

Alianza for Progress junto a un grupo de personas y organizaciones han demandado al gobernador de Florida Ron DeSantis. Los grupos argumentan que los votantes y los funcionarios electorales enfrentarán desafíos en las elecciones de agosto y noviembre, incluido un aumento sin precedentes en la demanda de papeletas por correo y una reducción de los trabajadores electorales a medida que la nación continúa lidiando con la pandemia de coronavirus.

La demanda presentada en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos en Tallahassee, se somete en momentos donde el estado de Florida será clave para la reelección del presidente Donald Trump.

“Hay tres puntos principales de la demanda. El primero es que el estado de Florida no le requiere a los supervisores de elecciones enviar sobres que incluyan el pago de las estampillas, pero hay algunos que sí lo hacen y mucha gente piensa que no debe ponerles estampilla”, explicó Marcos Vilar, director de Alianza for Progress. “En los condados de Osceola y Polk hay que ponerle el sello. Además, se viola una ley federal que dice que no se debe poner un impuesto para poder votar y si tu estas poniendo un costo, aunque sea 50 centavos [por sello postal], es un precio que se le está cobrando a la personas para poder votar”.

El demandante Alianza for Progress es una organización política no partidista dedicada a unir a la población puertorriqueña e hispana en el estado de Florida y a desarrollar líderes de la comunidad que apoyen políticas progresistas. Para lograr esos objetivos, Alianza está dedicada a habilitar y proteger los derechos de los votantes, especialmente con la población puertorriqueña e hispana, que están en alto riesgo de privación de sus derechos debido a las barreras del idioma, la migración reciente, la desventaja económica, y otras barreras estructurales.

“El segundo punto es cuando las personas ponen sus papeletas en el correo piensan que van a llegar a tiempo, pero no siempre sucede así. Algunas papeletas que se enviaron antes de las elecciones, llegaron después y no se contaron por eso el segundo punto es que esas papeletas que fueron selladas antes del día de elecciones y que se perdieron por el error del correo se deben contar”, agregó Vilar.

Advertisement. Scroll to continue reading.

El tercer punto de acuerdo con Vilar es que en un periodo del coronavirus la capacidad de tener más papeletas por correo es recomendable. “Lo que queremos y puede ser controversial es que nosotros en coordinación con el supervisor de elecciones podemos llevar las papeletas de las personas al supervisor de elecciones. Esto puede ser por medio de un sinnúmero de actividades, pero bien coordinadas con el supervisor de elecciones para estar seguros de que lleguen esas boletas”, afirmó el director de Alianza.  

La demanda argumenta que la pandemia de coronavirus no se limita a la salud de los floridanos; también pone en peligro su derecho al voto. El colectivo de demandantes entre los que se destacan Florida Alliance for Retired, Priorities USA, Kirk Nilsien, Morgan Outlaw, Revel Lubin, Felicia Bruce, Bárbara Devane, Ray Davis y Donesa Jackson presentaron la demanda el 4 de abril contra DeSantis en su capacidad de gobernador.

Alianza for Progress lleva a cabo campañas de campo, organización digital y comunicaciones dirigidas a las comunidades puertorriqueñas y latinas de Florida y ha emprendido esfuerzos para educar a sus miembros sobre el proceso de votación y ayudarlos a ejercer de manera efectiva su derecho a votar registrándose adecuadamente para votar, entendiendo los medios disponibles para votar y asegurándose de que emitan y cuenten sus votos.

“En un periodo del coronavirus mucha más gente va a votar por correo. La capacidad de que haya boletas que no se cuenten es muy grande. Así que es la responsabilidad del gobierno de Florida facilitar que la gente vote”, aseguró el director de Alianza for Progress. Los demandantes presentan este caso para garantizar que todos los votantes elegibles de Florida tengan una oportunidad justa y segura de ejercer su derecho de voto en las elecciones primarias del 18 de agosto y el 3 de noviembre de 2020.

Durante décadas, Florida ha sido la zona de irregularidades electorales. En 2000, el destino de la Presidencia de los Estados Unidos permaneció en el limbo durante más de un mes debido a fallas en las máquinas de votación en Florida. En 2012, Florida llegó a los titulares nacionales al tener algunas de las líneas de votación más largas del país. Y en 2018, Florida se enfrentó a tres recuentos en todo el estado, al menos uno de los cuales podría haberse decidido por la cantidad de votos por correo que no se contaron porque llegaron después de la fecha límite de recepción del día de las elecciones.

“No sé si el sobre está predirigido (prepagado). Pero yo voy a esperar hasta el día de las elecciones porque me gusta ir a votar al precinto electoral. Sabes se han dado muchos caso de que hay fraude y no llega el voto a su destino”, comentó Luis Ortiz, residente de la Ciudad de Saint Cloud, en el Condado de Osceola.

Advertisement. Scroll to continue reading.

En esta era digital, muchos votantes no mantienen regularmente estampillas en sus hogares y, por lo tanto, deben visitar una oficina de correos u otro negocio esencial para obtener el franqueo correcto. Comprar un libro de 20 sellos en línea, por ejemplo, le costará a los votantes $11, un gasto innecesario que podría ser prohibitivo para los estudiantes y las personas con ingresos más bajos, lo que representa un obstáculo importante para devolver la boleta y votar.

Las autoridades de salud han recomendado que las jurisdicciones fomenten la votación por correo y reduzcan los métodos de votación que conducen al contacto directo con otros votantes o trabajadores electorales. El Congreso ha autorizado $400 millones para ayudar a los estados en la transición al voto por correo.

Según la demanda, la actual pandemia de Covid-19 exacerba aún más los desafíos que enfrentan los miembros de Alianza y los votantes de sus distritos electorales, ya que muchos de ellos, especialmente los ancianos y aquellas personas en contacto frecuente con los ancianos y familiares que no pueden darse el lujo de enfermarse porque son el princpal apoyo de su familia: son el grupo en riesgo por votar en persona en la primaria de agosto y en el general de noviembre debido a la preocupación de estar expuestos a Covid-19.

Como consecuencia, dice la demanda, no tendrán una opción segura para votar que no sea por correo, lo que les exigirá que determinen, adquieran y paguen franqueo suficiente (hasta tres sellos), lo que puede retrasar aún más el proceso y exponerse por visitar la oficina de correos y ponerlos en un riesgo considerable de ser privados de sus derechos debido al requisito de franqueo de voto por correo y la fecha límite de recepción del día de las elecciones.

El acusado, (Ron DeSantis) es demandadoen su capacidad oficial como gobernador de Florida ya que ejerce control sobre los supervisores de elecciones y puede suspenderlos por incumplimiento de sus funciones. El grupo demandante es representado por el abogado de Orlando Frederick S. Wermuth.

Advertisement. Scroll to continue reading.
Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You May Also Like

FLORIDA

La Oficina del Sheriff del condado de Volusia publicó videos tomados por helicópteros que mostraban las grandes multitudes en el centro de Daytona durante...

ESTADOS UNIDOS

El oficial de policía de Minnesota que se muestra arrodillado en el cuello de George Floyd también posee una casa cerca de Windermere, según...

CORONAVIRUS

La División de Salud del Gobierno del Condado de Orange está abriendo nuevos centros de pruebas gratuitas de Covid-19 esta semana y la próxima semana. Basando en la...

Copyright © 2020 La Prensa Florida. Diseño: Stone Paper Studio